El consumo de los electrodomésticos de la cocina

Autor:    Publicado en: Electrodomésticos

ELECTRODOMÉSTICOS DE LA COCINA

Según el “Estudio sobre consumo energético del sector residencial en España” del IDAE, las viviendas españolas gastan de media 990 euros anuales en el  consumo eléctrico. El 56% del total de electricidad, 546 euros al año, corresponden al uso de electrodomésticos.

En este caso, vamos a conocer lo que consume cada electrodoméstico en la cocina y como se puede ahorrar energía y dinero con ellos. Hay una regla base: los electrodomésticos con la  calificación energética más eficiente tendrán mayor ahorro.

Frigorífico:  Supone el que más consume de todos los electrodomésticos, más del 30% del total. Así, el frigorífico consume 662 kWh y el congelador 563 kWh. Presentan un consumo muy lineal, sin embargo cuando se abren sus puertas se producen tres pequeños picos en las horas del desayuno, la comida y la cena. Hay que elegir neveras eficiente como un frigorífico clase A+++, no meter alimentos calientes, no abrirlo demasiadas veces y colocarlo lejos de las fuentes de calor.

Lavadora: Consume un 11,8% de la energía, unos 255 kWh. La hora punta de uso de este electrodoméstico es entre las 10.00 y las 13.00 horas y entre las 19.00 y las 21.00 horas. Usar programas cortos y lavados en frío o hasta 30º ayudará a ahorrar electricidad y a gastar menos agua. También  se recomienda  poner la lavadora cuando esté llena y ajustar su uso en horario de menor coste.

Lavavajillas: Su consumo es del 6,1% de la energía, unos 246 kWh. El momento de mayor utilización  es en comidas y cenas, sobre todo en las noches de días laborables. Poner programas cortos y a menor temperatura sirve para ahorrar en energía.  Se debe cargar al máximo y limpiar el filtro de forma regular.

Horno: Consume un 8,3% del total de la factura eléctrica. No se debe abrir  en tanto esté encendido. Cada vez que se abre la puerta se pierde al menos un 20% de la energía acumulada en su interior. Encima, si se cocina de una vez el mayor número de alimentos  se ahorrará.

Cocina: Se puede aprovechar el calor residual de la cocina eléctrica o de la vitrocerámica; para ello, se apaga alrededor de  cinco minutos antes de terminar  la cocción y se ahorrará  energía.  Se recomienda poner una tapa, si no una gran parte de la energía se escapa en forma de calor y se tarda bastante más tiempo llegar al punto de cocción deseado. Asimismo, para que el gasto de luz sea menor, se recomienda cocinar a primera hora de la mañana o a última de noche.

Foto vía Decorablog




Etiquetas: , ,


Compartir: Comparte este articulo en TwitterTwitter Comparte este articulo en meneme meneame Agregar a tus favoritos de del.icio.us Del.icio.us Agregar a tus favoritos de Technorati Technorati Wikio Wikio

Los comentarios están cerrados.